viernes, 3 de octubre de 2008

J. Lacan - Los tres tiempos del Edipo.

En definición general, el Complejo de Edipo es el conjunto de representaciones parcial o totalmente inconcientes y provistas de un poder afectivo considerable, a través de las cuales se expresa el deseo sexual o amoroso del niño por el progenitor del sexo opuesto, y su hostilidad al progenitor del mismo sexo. Esta es la forma positiva del Complejo, que se presenta como en la historia de Edipo Rey.

Lacan, a través de su texto, habla a grandes rasgos de las características y connotaciones de lo que considera, los tres estadios del Complejo de Edipo.

Hace notar que lo primero que se debe tener en consideración es pensar en términos de “sujeto” (en cuanto fundado por un significante), e instaurar en este sujeto comunicativo (al momento del habla) un Otro (analizante), distinto al otro (oyente).


La metáfora paterna.

El padre sólo es real en cuanto su Nombre sea conferido -ya sea por una institución o la propia madre- en un nivel simbólico. Que el padre sea el agente procreador, no sería primordial en este caso, pues en algunas tribus esta característica es atribuida a cualquier cosa (una fuente, una piedra, etc.).

Esto puede ser representado con el triángulo niño-madre-padre, que establece esta realidad simbólica y la convierte en un ‘objeto’ que nos permite observarla. De este ternario simbólico se desprende que el niño depende del deseo de la madre, lo que causa una subjetivación de la madre como aquél ser primordial que puede estar o no. No se trata simplemente de la apetición de los cuidados o de la presencia de la madre, sino de su deseo.

Este deseo de la madre, tiene un más allá, que es alcanzable solamente a través de un mediador, lo que le da la posición al padre en el orden simbólico.

Existen distintas etapas de identificación del niño con el falo, así como también distintas perversiones que de ellas subyacen (fetichismo, travestismo). Esta relación niño-falo, se establece porque el falo es el objeto del deseo de la madre, y es por eso también, que temería por la privación de su órgano viril.


Los tres tiempos del Edipo.

Primer tiempo:
El niño intenta satisfacer el deseo de su madre. En las primeras manifestaciones del instinto sexual, comienza a mostrarle su herramienta a la madre en vista de ‘voy a ser capaz de algo’, con las consecuentes decepciones. En esta etapa no tenemos la necesidad de un padre simbólico (lo que no impide que esté presente en la realidad mundana), pues es la misma madre la que le demuestra al niño que su ofrecimiento es insuficiente. Para el niño la madre es la portadora del falo y él ha de encontrarlo

Aquí el sujeto se identifica en espejo con lo que es objeto del deseo de la madre. Para gustarle a la madre “es suficiente con ser el falo”.

El niño comienza como súbdito, pues se somete al capricho de aquello de lo que depende, aunque éste sea un capricho articulado. Lo que lo hace salir de esa etapa, es el miedo, gracias al cual se percata de la falta de dominio externo y, al comenzar a observar a su alrededor, lo primero que nota es que su madre, tiene una determinada relación con el padre.

Segundo tiempo:
El padre, en el plano imaginario, interviene realmente como privador de la madre ante los ojos del niño. La madre es dependiente de un objeto que ya no es simplemente el objeto de su deseo, sino un objeto que el Otro tiene o no tiene.

El padre se afirma en su presencia privadora, ya que es él quien soporta la ley, en una forma mediada por la madre que es quien lo establece como el dictador de dicha ley.

Lacan especifica que el padre tendría una gran incidencia en la neurosis, pues es él quien priva a la madre de lo que sólo tiene existencia simbólica en ella. Es en este punto (que el define como nodal), donde la evolución del Edipo se plantea para el sujeto en el hecho de simbolizar él mismo, convertir en significante, en aceptar o no esta privación.

Tercer tiempo:
El padre ha demostrado que da el falo en la medida en que es portador de la ley, pues ha de dar alguna prueba. Él puede darle a la madre lo que ella desea, porque lo tiene. Interviene como el que tiene el falo y no como el que lo es, y por eso puede producirse el giro que reinstaura la instancia del falo como objeto deseado por la madre, y no ya solamente como objeto del que el padre puede privar.

El padre se revela en tanto que él tiene. Es la salida del complejo de Edipo. La salida es favorable si la identificación con el padre se produce en este periodo (lo que el autor llama “ideal del yo”).

Esto no quiere decir que el niño comience a utilizar sus potencialidades sexuales, por el contrario, el papel que desempeña la metáfora paterna es un conducto a la institución de algo perteneciente a la categoría del significante, el cual se desarrollará más tarde en la adolescencia.

En el caso de la mujer, esta salida del Edipo es mucho más simple: no ha de enfrentarse a esa identificación, ni ha de conservar ese título de virilidad, ella se dirige hacia quién lo tiene (el padre).

Lacan especifica que la forma de ser franqueado el Complejo de Edipo, es en el caso del niño, con la identificación del padre como poseedor del pene, y para la niña, con reconocer al hombre como quién lo posee.

21 comentarios:

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Claramente no tengo Complejo de Edipo...con mi mamá no me llevo del todo bien y lo que menos me agradaría es tener una pareja como ella. Saludos afectuosos, de corazón.

Daniel Alvarez rockersseries@hotmail.com dijo...

¿Y la bibliografía? ¿Hay algún texto en particular de Lacan donde explique esquemáticamente esto (no se por que pero creo que es demasiado pedir de Lacan)?

Llerena dijo...

¿Instintos? ¿Error de traducción o de concepto?
Y el puñetas ese de luis alenajdro... es un puñetas. ¿para que lee cosas que no entiende?

Dan dijo...

El no entender es sinonimo de eso? =P

Pues si tu no conoces la respuesta a tu propia pregunta ya sabes lo que eres ;)

agabymtz dijo...

Si, el comment de Alejandro Bello no tiene significado real y claro de lo que se maneja en el texto.... en pocas palabras, no, no entendio el texto.

Anónimo dijo...

Claramente, el comentario de Luis Alejandro refleja una inseguridad latente por la falta de afecto con su madre... y con todas las mujeres en su camino que el cree son iguales a su madre, ya que su comentario deja en claro que no tiene pareja (al mencionar lo "ke no tendria"), y por ultimo concluye confirmando la necesidad neurótica de afecto al despedirse con "saludos afectuosos, de corazón"... en general ese mensaje no refleja ignorancia... sino el mecanismo de defensa conocido como "negación".. mi diagnostico es una simple, comun y corriente neurosis... y ke el resto de ustedes tampoco saben una papa de psicoanalisis... Daniel, te recomiendo los "escritos" de Lacan, en el tomo 2 viene el analisis de los 3 tiempos, lo ke se muestra en esta pagina es la postura freudiana, no lacaniana :/

Anónimo dijo...

ah y luis alejandro: si tienes complejo de edipo... y bien cabron!

- gilgamesh

Anónimo dijo...

jajaaj me causa risa el analista on line que aparece aqui. Queriendo ser omniexplicativo y portador de la verdad como unica, bien de psicoanalista. Como vas a diagnosticar a alguien que ni siquiera tuviste frente a frente ? Un error de lacan es pensar que somos significantes volando y hacer un despojo del cuerpo. Como vos lo estas haciendo. Me rio de tu forma panacea de analizar. Muchachos: el complejo de edipo no explica todo , ni el psicoanalisis tampoco.

Anónimo dijo...

Este si es un enfoque lacaniano del complejo de edipo y muy bien explicado por cierto.

Quiero creer que los que escribieron todas las barbaridades anteriores no son psicológos porque estamos en el horno.
No hace falta analizarlo tanto, el pobre pibe se expresó y quiso decir lo que pensaba (concuerdo con el mecanismo de negación que dice uno de los anónimos, pero de todas maneras no se puede "diagnosticar").

Muy bieno, Gracias!

Anónimo dijo...

para el analista anonimo...........felicitaciones conoces de teoria psicoanalitica, pero lo que respecta a la practica eres un total caos....y la explicacoion del edipo que oublicaron si es la expliacion de laca......o acaso freud explico el edipo en tres tiempos..

Anónimo dijo...

INTERPRETACION FUERA DE SESION ES AGRECION!

Anónimo dijo...

coincido con las criticas al pseudoanalista que psicoanalizo a luis alejandro ya que es imposible diagnosticar a partir de un simple comentario no tiene incorporado el concepto de proceso psicodiagnostico

Anónimo dijo...

porq no se dejan de joder y criticar a los demas.. y menos analizar..q es eso?? coincido con el proceso psicodiagnostico..y en q el analisis e interpretacion ulterior debe darse en persona no via on line..ademas todos somos en parte neuroticos..demonos una vueltita todos de ves en cuando x el psicologo...

Anónimo dijo...

¿que cognotacion inconsciente hay en la mujer que la deja atrapada a la mujer en el deseo de la madre?

Anónimo dijo...

jajajaja, a cual mas neurótico de todos.

Anónimo dijo...

Agradezco al autor, el haberse tomado el tiempo de por lo menos intentar aclarar este asunto de Lacan. Pudo haber sido un genio, pero al igual que los discipulos de Freud, todos aquellos que crean poder explicar lo inexplicable, están desvirtuando lo que el pobre hombre quiso hacer en vida. El mismo (creo que en mis palabras) intentaba decir era que cada quien tenía su propio significado de todo, aunque las palabras sonaran iguales.
Por lo tanto la interpretación vale para cada quien. ESA ES SU VERDAD.

Anónimo dijo...

Tanto va a interpretar de un comentario. Ese es el gran
error, creerse psicoanalista jaja

Anónimo dijo...

porque una gran parte de los estudiantes de psicoanalisis sobre todo lacanianos se creen la ostia? yo tambien lo estudio pero no es para tanto con el "supuesto saber" que al final es una buena teoria pero no para inflar los egos de algun complejo de inferioridad oculto por ahi :) verdad anonimo?
saludos dp de otro anonimo xD

Anónimo dijo...

uhh dios ustedes q se creen ??? psicoanalistas?? seguramente leyeron un par de obras de lacan o freud y ni siquiera tienen idea la inmensidad de textos y trabajos del flaco!!!!!se ponen a analizar a un pobre idiota q no tiene relacion con la madre, dejense de joder y sigan leyendo para opinar.

Anónimo dijo...

la unica verdad es que son todos putos, muertos de mierda...

Anónimo dijo...

El psicoanalista no precisamente necesita ver a la sujeto para diagnosticar, de lo contrario la persona entraría al consultorio y sin emitir palabra alguna el sujeto ya seria diagnosticado.. el sujeto habla, recurre al saber, el psicoanalista lee las marcas que dejo el amo en el.. se produce el diagnostico (supuesto), en fin defiendo al psicoanalista online y a su vez digo que todos tienen un complejo de histéricos, debido a que buscan la falta o falla del otro.. cuestionan el discurso del A